Hongos en un pie

Hongos en la piel: Causas, Tipos y Tratamiento

La piel es el órgano más grande del cuerpo humano, por lo tanto también es atacado por infecciones. Los hongos son una de las afecciones más comunes en la epidermis.

Que son Síntomas de los hongos en la piel?

Los síntomas de las infecciones por hongos en la piel depende del tipo y la ubicación en el cuerpo. Las enfermedades en la piel por hongos pueden ser leves, en forma de una erupción o problemas respiratorios. Sin embargo, algunas de las enfermedades causadas por hongos puede ser grave y puede dar lugar a complicaciones graves y la muerte.

Causas de Hongos en la piel

Los hongos aman, ambientes cálidos y húmedos, como calcetines, zapatos, vestidor, piscina, y un cuarto de baño común. Las infecciones son comunes en el verano o en climas cálidos y húmedos.

Las zonas expuestas al sol son las más afectadas por la micosis, ya que la sudoración y el exceso de humedad son un caldo de cultivo para la formación de los hongos.

Tipos de infecciones micóticas en la piel 

  • La candidiasis es la más frecuente que afecta a muchas personas, y aparece en las zonas de transpiración excesiva. A menudo vive en la boca, el estómago, la piel y la vagina para el caso de las mujeres. Sus síntomas son generalmente picazón, escamas, enrojecimiento así como unas grietas de color blanco, muy desagradables.
  • Las tiñas que se producen en las uñas, el pelo y la piel. Este hongo vive en zonas cálidas y húmedas, como los genitales, las nalgas y los muslos internos. Las infecciones ocurren a menudo en el verano y en climas cálidos y húmedos. Esto provoca una erupción roja, que pica para formar un anillo. El contacto directo con una persona infectada puede causar la propagación de la infección. los síntomas podrían presentarse son una alteración del color y el deterioro de las uñas, pudiendo resultar afectado también el tejido circundante.
  • Una de las más conocidas es el “pie de atleta”. Es causada por un hongo que crece en áreas cálidas y húmedas, por ejemplo entre los dedos. Sus síntomas más frecuentes por este tipo de hongos son enrojecimiento, picazón, descamación, ampollas, quemaduras, heridas, ardor o agrietamiento de la piel.
  • Otro tipo de hongos bastante común es el paño blanco, este tipo de hongos se da con frecuencia en países con clima tropical, ya que el calor y la humedad favorecen su aparición. 

Tratamientos efectivos

  • El simple hábito de secarse bien y tener buenas costumbres de higiene como ducharse un par de veces al día o luego de una actividad física intensa y secar bien la piel después. también usar ropa de algodón, impide que la micosis se instale en la piel.
  • Lo primero que se debe hacer es evitar que la zona tenga humedad, no echarse abundante crema por ejemplo, y mantener la piel al aire libre todo lo que se pueda.
  • Lavar las medias, ropa y sabanas con frecuencia para eliminar los hongos.
  • Cubrirse los pies con zapatos o sandalias para caminar en zonas comunes y húmedas, tales como duchas, saunas y piscinas.
  • No compartir toallas, cepillos de pelo y peines que podrían contener cualquier hongo.
  • Alternar los zapatos cada dos o tres días para darles tiempo a secarse.
  • Si se tiene diabetes, mantener los niveles de azúcar en la sangre bajo control.
  • Remojar almohadas, sombreros, peines o tijeras con cloro y agua si alguien en la familia tiene tiña en el cuero cabelludo.

5 trucos de Remedios caseros

  1. Uno de los remedios caseros para los hongos en la piel más efectivos es la aplicación de aloe vera en la zona afectada. La razón es que se trata de una planta que además de favorecer la regeneración de los tejidos de la dermis dañados, cuenta con propiedades antisépticas y antifúngicas, evitando así la proliferación de hongos y bacterias. También permite calmar la piel en profundidad y hacer frente a síntomas como la picazón, el ardor y el enrojecimiento.
    Te recomendamos que cortes una hoja de aloe vera y apliques directamente la sabia que hay en su interior sobre la piel o que, en su lugar, adquieras un gel de aloe vera comercial que sea lo más puro posible. Podrás realizar el tratamiento varias veces al día y deberás dejar que el aloe vera se seque por sí solo.
  1. El vinagre de manzana es un producto excelente para el tratamiento de infecciones en la piel ocasionadas por hongos, pues, por un lado, ayuda a equilibrar el ph natural de la dermis y, por otro, es un potente antifúngico natural que favorece la eliminación del microorganismo u hongo causante de la infección.
    Puedes emplear el vinagre de manzana de dos formas distintas para calmar la piel afectada por hongos. La primera de ellas consiste en diluir una cantidad de vinagre de manzana en la misma cantidad de agua y, con la ayuda de una gasa limpia, aplicarlo sobre la zona. La segunda, igualmente efectiva, consiste en agregar 2 o 3 tazas de vinagre de manzana en el agua de la bañera y tomar un baño relajante durante al menos 20 o 30 minutos, asegurándote de que el producto llega a las zonas afectadas.
  2. El ajo es un alimentos que destaca por sus increíbles beneficios para la salud y es que actúa como un buen antibiótico natural. Y esta no es la única propiedad que puedes aprovechar, pues es también una gran alternativa para favorecer la curación de los hongos en la piel gracias a su contenido en alicilina, y evitar que estos se propaguen.
    Para utilizarlo, puedes hacer compresas de ajo machado y colocarlas sobre la región infectada por hongos. Para ello, machaca dos dientes de ajo crudo y envuélvelos en una gasa limpia, de esta forma, al aplicarla y dejarla reposar el jugo de ajo irá penetrando en la piel. Otra opción es consumir ajo crudo, lo cual te ayudará a reforzar tu sistema inmunológico y recuperarte más rápido; puedes tomarlo como si fuera una pastilla o agregarlo a algunas de tus recetas.
  3. Para aliviar la comezón y el escozor intenso que pueden provocar los hongos en la piel, el agua de mar es uno de los mejores aliados a los que se puede recurrir. Entre sus propiedades más valoradas, encontramos que es perfecto para tratar la piel irritada y dañada, reducir las inflamaciones y combatir los hongos y bacterias que pueden afectar a la misma. Es un excelente antiséptico, por lo que permite que el cuerpo tenga la capacidad de afrontar estas infecciones más eficazmente.
    Así que si estás cerca del mar, no dudes en darte un buen baño para contribuir en la sanación de la piel. Si no, siempre puedes comprar sal marina y añadir un puñado de esta en el agua de la bañera y sumergirte durante unos 20 minutos, aproximadamente.
  4. No podemos dejar de incluir en esta lista de remedios naturales, al aceite de árbol de té. Es un producto que se ha empleado especialmente para curar las infecciones por hongos, ya sean en la piel, en las uñas o incluso en la zona vaginal. Todo ello es gracias a sus propiedades antimicrobianas y antimicóticas, que permiten combatir la acción de todo tipo de microorganismos en el cuerpo.
    Para emplearlo sobre la piel dañada, se recomienda primero mezclar una cantidad de aceite de árbol de té con la misma cantidad de aceite de oliva o aceite de almendras y, seguidamente, aplicarlo dejando que actúe y se seque por sí solo. Otra posibilidad es combinar tres partes de este aceite con una de sabia de aloe vera para, así, potenciar los efectos del tratamiento.

Este artículo es meramente informativo. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

¿Estar saludable significa olvidarse del tema?

No debería ser así, ya que, seguro que te costó mucho estar sano y sentirte bien contigo mismo, entonces ¿Por qué olvidar eso? Solo tienes que mantenerte así para no descuidar tu salud, conoce más sobre el mantenimiento de la salud en esa página.

Referencia: